La injusticia feminista


sERRANO

Por Francisco Serrano / EL CORREO DE ESPAÑA / Esta semana nos hemos sobresaltado con la noticia del asesinato de dos pequeñas, Anna y Olivia, que estaban iniciando su vida. El asesino, su padre, que también decidió poner fin a su existencia. Una noticia terrible y  dolorosa que nos ha llenado de angustia, porque si trágica es toda muerte que se produce de forma brusca e inesperada, segando una vida joven, más aciaga e inexplicable se nos hace esa muerte cuando se trata de niños pequeños, que, en su inocencia y candor, sólo esperan recibir de sus mayores, especialmente de sus padres, afecto y amor. Ese es el trato que reciben los niños en la práctica totalidad de las relaciones familiares, y por eso se nos hace tan difícil de digerir que un padre, de forma fría y calculadora, les arrebate violentamente esa vida en sus albores. Todos nos sensibilizamos con el sufrimiento de esa madre y de los abuelos, también los paternos que han sufrido la pérdida de unos nietos, y de un hijo, que ha sido el responsable de una pérdida irreparable, y de tanto sufrimiento.

  Una tragedia, una desgracia que, en este caso, hemos ido conociendo con detalle, gracias a los medios de comunicación, en todas sus fases, desde que se produjo la desaparición de las dos niñas en Tenerife.  Una gran desdicha que debería generar, por un lado, una general repulsa ante este tipo de actos, que siempre, en caso de supervivencia del autor, con independencia de su sexo, debería dar lugar a una condena de prisión permanente, y, por otro, una general y pública manifestación de condolencia hacia esa familia destrozada por el dolor.

LEER ARTÍCULO COMPLETO

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.