Imagen del mal y la mojigatería


Imagen de los aspirantes a políticos más despreciable de la sociedad española actual.

Por Jesús Salamanca Alonso / Si en pleno siglo XXI seguimos soportando necedades como las que ya son propias de la “marquesa”, entonces es que tenemos lo que nos merecemos y habrá que apechar con lo votado. Esta jovencita caprichosa –cegada por la publicación mensual de “Condé Publications” (Vanity Fair) y Zara— no ve más allá de sus desvaríos de “casta” advenediza.

Ya no es una pipiola aunque siga teniendo mucho de mojigata de izquierdas. Ya se sabe que la infancia es la única época de la vida en la que los mitos y los caprichos duran una eternidad, pero nada más. Pasada esa época empezamos a conocer el infierno en su amplia extensión de la palabra y acabamos por conocer el mal. Un mal que está encarnado en esta España nuestra por gente como la de la foto. Estas representantes de la mojigatería se creen intelectuales y ya se sabe que los intelectuales están allí donde hay un canapé. De ello solo se libraron Miguel Delibes y Paco Umbral.

Y ya que vamos de mojigatos,  es insultante que la “menestra” de Igual-Da recurra a Zara para vestirse de nazarena en la fiesta de las Fuerzas Armadas e imite a doña Letizia. Siguen diciendo en mi tierra eso de la mona y la seda porque no ha perdido actualidad. Supongo que ese hábito de cofrade –con color de difuntos en las casullas sacerdotales– sería por lo de la “republiqueta” porque con otro sentido no lo entiendo, de la misma forma que no comprendo el lucimiento del cavernario traje de su barragán: sobrante por todos lados como muestra de que “el muerto era más grande y corpulento”, como dicen en mi terruño ante casos así. ¡Madre mía, cuánto esperpento en la “casta” bolivariana! Alguien debe decir a esta pareja de “marqueses” que, en los peores tiempos de la España necesitada, los pobres siempre fueron limpios, muy limpios, aunque no vistieran en lujosas marcas; eso sí, los zapatos brillantes, incluso para ir al colegio a diario, más aún si es para honrar al rey.

Una respuesta a “Imagen del mal y la mojigatería

  1. Pingback: Imagen del mal y de la mojigatería | Análisis de la actualidad en clave liberal

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.