Pedro y Rita


“No hace tanto, Sánchez pedía la dimisión de la Barberá por ejemplaridad, sin embargo su dimisión no la contempla”.

Pedro Sánchez y Rita Barberá

Pedro Sánchez y Rita Barberá

En editorial de CANTABRIALIBERALLos arriba citados, y muchos más que llenarían un libreto, son los genuinos representantes de la democracia a la española y ¡olé! Dos perfectos profesionales del aire y del alambre, representantes políticos del no dimitiré, o dicho de otra manera, ¡dimisión para qué!

El señor Sánchez ha sumido a un partido necesario para la gobernanza de España, PSOE, en el mayor de los caos aunque esperamos y estamos convencidos de que se recuperará, pero no contento con ello dice que no renuncia a su acta de diputado ¿? Quiere seguir trabajando para él. ¡Después del cisco que ha montado enfrentando a todo el partido! ¿Por qué no renuncia?, dice él, ufano y salvador, porque se debe a sus electores ¿?. No hace tanto pedía la dimisión de la Barberá por ejemplaridad sin embargo su dimisión no la contempla.Y decimos nosotros, no renuncia porque no tiene dónde ir, porque fuera de la moqueta del Congreso como fuera de las -Instituciones extractivas- de este país, como las definen DARON ACEMOGLU o JAMES A. ROBINSON en su famoso libro- manual universitario de – POR QUÉ FRACASAN LOS PAISES-  hace mucho frío.

Y es que una gran parte de la clase política de este país llega del paro, con título o sin él, o sin haber pisado una empresa ni centro de trabajo y estrenan oficina, secretaria, coche y mando.¡Coño¡, llegan sin haber trabajado en su vida, sin haber pegado palo al agua. Y quieren hacer vida de profesionales a costa de la política sin estar cualificados y ese es el grave problema que tiene la política, que la democracia en nuestro país está seudo profesionalizada.

Otro ejemplo reciente del “no me moverán” lo tenemos con Rita Barberà, los que la han elegido, el Parlamento de Valencia, quieren que se vaya y ella contesta que “lo que se da no se quita”, yo no dimito ¿para qué?. Aquí no importa si uno está sentado con los suyos o los otros porque el caso es estar sentao. En el caso de Rita Barberà además no dimite porque en este país existen dos Justicias, la de los ciudadanos de la calle y la de los políticos aforados. Y ella elige la de los privilegiados, defenderse con  una Justicia a la carta por su aforamiento. Y por otro lado, al igual que Sánchez, y por qué no, para seguir cobrando de los contribuyentes la nómina millonaria que cobran por estar mano sobre mano. Ésta es la política de la corrupción que tiene que desaparecer. Les hemos querido presentar los dos genuinos representantes de la antidemocracia de nuestro país que le falta años luz para homologarse con una democracia transparente y europea. Amen.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s