De charnegos y rufianes


Pérez Reverte y Gabriel Rufián (ERC).

Pérez Reverte y Gabriel Rufián (ERC).

Por Xavier Carrió / El twit de Arturo Pérez Reverte sobre la intervención de Gabriel Rufián en el Congreso de los Diputados ha marcado las visitas a Twiter este fin de semana. No tanto por aquello que decía, a lo que estamos acostumbrados, sino por cómo lo decía y sobre todo por la condición de charnego que se arrogaba. El diputado de ERC se confesó charnego. Vive evocando a sus antepasados no por sus méritos o nobles sentimientos –algo que es común y respetable–, lo hace por su origen. 

Ayer escuché el discurso de Gabriel Rufián (ERC) en lo de Sánchez. La España que sentó en el Parlamento a ese joven merece irse al carajo.

Que descienda de andaluces y haya transmutado en un belicoso independentista le convierte en un catalán útil para aquellos que viven subrayando la pureza de su origen catalán, en la raíz genética de sus antepasados, en la estúpida creencia de que existen líneas genealógicas privilegiadas. El charnego Rufián no es un charnego cualquiera. Su figura es la de un charnego útil a la causa secesionista. Vamos, aquellos nacionalistas catalanes más radicales, furibundos y aldeanos. Los catalanes que Xabier Arzalluz llamaría del RH.

Hasta ahora los charnegos útiles se hacian perdonar sus orígenes, lengua, costumbres y formas de vida como si la nueva Catalunya prometida fuera una unidad de destino en lo universal. Esa nación uniformizada que defienden, con la historia convenientemente reparada, los medios de comunicación sin licencia crítica y un buen corpus funcionarial aleccionado gracias a una enseñanza homogeneizadora no entiende más que un país dibujado en las mentes retorcidas de intelectuales y periodistas al servicio de la causa y de los que la Administración hace tiempo que conoce sus cuentas corrientes para que no falte de ná.
A partir de ahora los diputados que tienen que exhibir su declaración de renta para acceder al hemiciclo, me temo que a partir de esta demostración de pureza genealógica, no tendrán mas remedio que ir al Congreso con el árbol genealógico bajo el brazo. Creo que los dirigentes de ERC entienden que eso es un valor añadido para quienes subrayan la pureza de pasado. 
Aunque creo que escuchando las amenazas del Sr. Rufián, puede decirse que su apellido hace la mejor definición del personaje.
Anuncios

2 Respuestas a “De charnegos y rufianes

  1. Más deleznable, aún, que el señorito MONTILLA, andaluz de pura cepa, pero perrito faldero del catalanismo, y como andaluz, gandul “todo por la pela, catalán”; defendiendo hasta las heces , el catalanismo más rabioso. ‘claro, para que no le quitasen el puesto y seguir robando porque estaba muy bien colocado.

  2. Reblogueó esto en El Heraldo Montañés.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s